Navegar / buscar

Santa Agnès, un territorio denominado Corona

Es momento de detenernos en la creación de la parroquia de Santa Agnès, pueblo donde se ubica la casa rural de Can Pujolet. Según recoge la Enciclopedia de Eivissa y Formentera, la parroquia  fue creada en el año 1785, a raíz de la publicación del edicto para constituir todas las parroquias de Ibiza y Formentera, por el obispo Manuel Abad y Lasierra, que fue el primer obispo de Ibiza.

Imagen del pueblo y la zona de Santa Agnès de Corona. Foto: Ibiza Spotlight
Imagen del pueblo y la zona de Santa Agnès de Corona. Foto: Ibiza Spotlight

El edicto decía lo siguiente: “Entre los puertos de Sant Antoni y de Balansat, donde se encuentra la mayor elevación de la isla, existe un territorio denominado Corona, muy alejado de todos los templos hasta ahora existentes, causa excesivamente dificultosa para que sus pobladores puedan asistir a recibir las atenciones espirituales que querrían”.

El escrito menciona a las cordilleras “que cercan el valle por todos lados” así como el “pésimo de los caminos”, como causa del “gran abandono en que se encuentran aquellos pobladores”. “Pocas veces cada año les es posible de poder asistir a misa, y todavía son más pocos los días que pueden escuchar el catecismo. Y son muchos quienes tienen que morir sin poder recibir los sacramentos”, añade el edicto.

Por todo ello, y sobre todo también porque estas tierras fértiles estaban muy pobladas, se recomienda erigir una nueva parroquia dedicada a Santa Agnès, de quienes “los pobladores mencionados son muy devotos”. El nuevo templo se debía levantar en la zona de Corona, y desde entonces quedaba constituida en nueva demarcación parroquial.

Santa Agnès es una de las pocas parroquias sobre las cuales se conoce el motivo por el que se denomina con el nombre de la santa: el decreto parroquial deja bien claro que los pobladores de aquella comarca eran mucho devotos de Santa Agnès y, en especial, de la capilla y cueva dedicada a esta Santa, situada cerca del puerto y pueblo de Sant Antoni. Allí, los ‘coroners’ iban a celebrar la fiesta del día 24 de agosto, día de Sant Bartolomé, junto con los habitantes de Portmany.

Los primeros padrones señalan que en Santa Agnès había unas 135 familias.